‘The Vast of Night’: su falta de recursos no eclipsa el debut de Andrew Patterson

El debut de Andrew Patterson como director nos lleva a conocer su primera película ‘The Vast of Night’, una película de ciencia-ficción que llega a España de la mano de Amazon Prime Video. Plataforma que conoce bien el género y que alberga en su catálogo obras tales como ‘Upload’, ‘El hombre en el castillo’ o ‘Historias del Bucle’ que intentan seguir la misma línea que el primer estreno de Patterson. Una variedad enmarcada dentro de la ciencia-ficción, un género que últimamente parece haber resurgido con mayor presencia en las plataformas VOD y que, ahora, nos hará fijar un nuevo objetivo: la futura carrera como director de Andrew Patterson.

Rechazada en festivales como Cannes o Sundance y producida hace casi cuatro años, ‘The Vast of Night’ no vio la luz hasta 2019 con su estreno en Slamdance. Desde entonces, un recorrido por festivales de género que le han otorgado el prestigio que merece y que le ha llevado a su estreno en Amazon Prime Video a mediados de 2020. Se podrá decir mucho de esta película sobre extraterrestres, pero no que no tenga ningún atractivo que nos abduzca. Un guion que se convierte en uno de los puntos fuertes del film y que pertenece a Craig W. Sanger y al propio Patterson, que, además de coguionizar y dirigir la película, también la produce y monta.

Juntos nos sitúan en Nuevo México en los años 50, donde Fay (Sierra McCormick) y el locutor de radio Everett (Jake Horowitz) comparten pasión por el mundo radiofónico, la ciencia y sus mecanismos. Una noche, porque todo transcurre en esa noche, interceptan una señal sonora extraña que emiten durante el programa. Tanto llama su atención que juntos comienzan una minuciosa investigación a través de testimonios solitarios, ya que la mayoría de los vecinos del pueblo se encuentran reunidos viendo un partido de baloncesto.

Pero lejos de ofrecernos un thriller con movimientos a contrarreloj de los protagonistas por descubrir la verdad sobre las señales, Patterson desarrolla el nudo de la historia a través de planos inmensos y lentos. Con zooms y seguimientos de cámaras nos hace sentir como meros testigos de hacia donde nos lleva la investigación de los personajes principales. Siguiendo la línea de los seriales de la radio de antaño, un hilo conductor donde la voz era el único recurso al que aferrar tu imaginación, como ocurre en los apagones que el mismo director propicia con la imagen en negro, ‘The Vast of Night’ se nutre de la narración oral en primer plano.

En ningún momento, durante los tediosos relatos de los acontecimientos que hacen los testigos de supuestas invasiones alienígenas, Patterson nunca opta por interrumpir esas declaraciones interponiendo imágenes aclaratorias que ejemplifiquen lo que los personajes cuentan. Al contrario, trata estos testimonios como lo que son, historias que para unos serán verdad y para otros ficción, simples leyendas urbanas sin documentos gráficos. Pero es que la radio es lo que tiene. Hasta el final, el director no toma partido en si lo que se cuenta es verdad o solo son historias que entretienen a las personas solitarias que escuchan la radio durante la noche. Como él, somos testigos y no llegaremos a juzgar nada hasta su final.

Es la forma que tiene el debutante Patterson en llevarnos al pasado, con una historia que parece un serial radiofónico y con una estética que nos traslada al cine de los años 50. Su puesta en escena se apoya en una estética en penumbra con planos más largos de lo que acostumbramos a ver y con un uso reiterativo de planos secuencia que poco nos aportan a la historia. Es aquí donde vemos donde flaquea el director, que intenta, en ocasiones, que la fuerza visual esté a la altura de lo narrativo.

Un desarrollo que defienden a la perfección la pareja protagonista Sierra McCormick y Jake Horowitz, que se mueven a la perfección entre la incredulidad y la necesidad de conocer la verdad. Interpretaciones a las que la cámara no da un respiro con un abuso incansable de los zooms y con sus composiciones tan prologadas.

La falta de presupuesto es aparente, pero no excesivamente notoria. Los escasos recursos para rodar una película de ciencia-ficción convierten a ‘The Vast of Night’ en un claro homenaje al cine de este género. Con referencias a la obra de H.G. Wells a través del nombre de la emisora donde trabaja Everett (WOTW, siglas que significan ‘War of the Worlds’) o una estética que nos hace tener muy presentes películas como ‘Vinieron del espacio’, de Jack Arnold, o ‘La Guerra de los Mundos’, de Byron Haskin, la nueva película que alberga Amazon Prime Video augura un futuro prometedor para su director que, esperando que aprenda de los pocos errores del comienzo, sin duda nos regalará nuevas obras en la misma línea de disfrute.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s